Festival de Cine

Festival de Cine

El festival de cine de Sitges nació en 1968 como la Semana Internacional de Cine Fantástico y de Terror y, con el transcurso de los años, se ha convertido en un evento prácticamente obligatorio para cinéfilos y, en general, para cualquier espectador que quiera ver las nuevas ideas y posibilidades técnicas que se han aplicado al cine. Ello hace que el festival, que se celebra generalmente en octubre, goce normalmente de medias de asistencia superiores a los 50.000 espectadores en cada edición.

Una de las particularidades del festival de cine de Sitges es que ofrece a los espectadores múltiples opciones más allá de la pura asistencia a la proyección de las películas, tanto las que participan en la sección oficial como las que se proyectan fuera de concurso. Además de poder mezclarse con estrellas, directores y productores de renombre internacional, y poder tener pequeñas charlas con ellos, los asistentes pueden acudir a exposiciones temáticas o participar en talleres en que se muestran secretos del séptimo arte. Incluso muchos restaurantes de Sitges ofrecen esos días menús especiales “de terror”, a base de platos cuyos nombres ya asustan.

El evento paralelo al propio festival de cine de Sitges con mayor afluencia del festival es, la marcha de zombies de Sitges: la “Zombie Walk”. Cientos de muertos vivientes recorren las calles de Sitges en un macabro desfile, en el que las caras sangrientas y las ropas deshilachadas son los protagonistas. La marcha finaliza cada año con una fiesta gratuita en la playa del Paseo de la Ribera, amenizada con distintas actuaciones musicales. La fiesta continúa en los locales de la calle del Pecado, con un cine-maratón en el Cine Retiro, o incluso los más atrevidos se atreven con un baño en el Mediterráneo, cuyas aguas todavía suelen estar templadas a mediados de octubre.

Si quiere venir a disfrutar de esta festividad, no dude en reservar habitación en una de nuestras habitaciones del Hotel Playa Golf Sitges antes de que se acaben las plazas.