Campo de Golf

Campo de Golf

Situado junto a nuestro Hotel Sunway Playa Golf se encuentra el Club de Golf Terramar de Sitges, uno de los campos de golf más atractivos y tradicionales de la costa catalana. El buen tiempo característico de Sitges, con más de 300 días de sol al año, la suave brisa marina y 18 hoyos de competición hacen que el golfista pueda disfrutar durante todo el año de jornadas inolvidables de golf. El club cuenta además con un campo de prácticas y un putting-green donde poder perfeccionar el juego.

Como huésped de nuestro hotel en Sitges, usted puede disfrutar de descuentos en el green-fee del campo de Golf de Sitges Terramar, tanto en días laborables como festivos, pudiendo además – para su total comodidad – comunicarnos los días y horas en que desea reservar su salida en el momento de realizar el check-in del hotel, así com abonar dichos green-fees directamente en nuestre recepción. También dispondrá de descuentos especiales en el Club de Golf Masía Bach, uno de los más completos y exigentes de España y donde seguro pasará una agradable jornada de golf. No deje de consultar a nuestro personal.

A escasos kilómetros de Sitges se encuentran otros campos de golf en los que disfrutar de la práctica de este deporte durante su estancia en Sitges. El Club de Golf La Graiera, el Club de Golf Reus-Aigüesverds y el Club de Golf Costa Dorada son algunos de ellos. Además, dispone de varios campos de Pitch & Putt a menos de 20 minutos en coche de Sitges, como el de Vilanova i la Geltrú, el de Castelldefels, el del Vendrell o el de Sant Boi de Llobregat. Si lo que desea es perfeccionar su técnica, en la David Leadbetter Golf Academy podrá obtener los consejos necesarios para ello.
El campo de golf de Sitges es lógicamente la opción más adecuada para los huéspedes del hotel, al estar situado precisamente junto a nuestras instalaciones. Dispone de 18 hoyos, driving range, putting green y chipping green, iluminados estos últimos para que en los días de invierno, con menos luz, pueda practicarse incluso a última hora de la tarde. El campo es muy agradable para andar, ya que es muy plano y sólo tiene un pequeño promontorio que abarca los hoyos del 4 al 8. Además, es un campo de golf atractivo, ya que está ubicado en un entorno típicamente mediterráneo, junto al mar y rodeado de árboles. Sus amplias calles y la relativa escasa influencia del “fuera de límites” en los golpes resultan tentadores para los golfistas más pegadores que, sin embargo, pueden acabar firmando una mala tarjeta si se confían demasiado. El club dispone además de varias pistas de tenis y pádel, gimnasio y sauna, así como de un pequeño campo de fútbol de hierba artificial, que permiten a los jugadores o sus familiares practicar otros deportes a poca distancia del hotel y sin tener que salir de Sitges.
El Club de Golf Reus Aigüesverds, a 70 km. (50 minutos) de Sitges, está situado a pocos kilómetros de Reus y Tarragona, y muy cerca de localidades de la Costa Dorada como Salou y Cambrils. Sus 18 hoyos son bastante llanos (únicamente tienen pequeñas ondulaciones) y están rodeados de árboles y distintas plantas, cosa que permite hacer el recorrido sin grandes esfuerzos físicos. No es un recorrido muy largo (aproximadamente 6.000 m., par 72), con algunos pares 4 por debajo de los 300 metros, que resulta una tentación para los pegadores amantes del riesgo que quieran alcanzar su green de un solo golpe. Sin embargo, este campo de golf tiene bastantes obstáculos de agua, siendo su hoyo más representativo el hoyo 2, un par 3 cuyo green en forma de islote está precisamente rodeado por un lago.
Situado a 95 km. de Sitges, aproximadamente a 1 h. y 10 min. en coche, el Club de Golf de Bonmont Terres Noves tiene un campo de 18 hoyos y par 72 que destaca por su longitud (casi 6.500 metros). Fue diseñado por el famoso arquitecto de campos de golf Robert Trent Jr. y cuenta con varios obstáculos de agua (naturales y artificiales) y bunkers que obligan al jugador a tener precisión en sus golpes, además de distancia. Sin embargo, el factor que más representa y que, a la vez, más condiciona el juego en este campo de golf es el viento. Por la situación geográfica de este campo de golf de la Costa Dorada, es raro el día en que el jugador puede recorrer los 18 hoyos sin tener que enfrentarse en algún momento a rachas fuertes, que hacen que se tengan que diseñar los golpes teniendo en cuenta este factor: todo un reto.

Si se reserva hora de salida temprano en la mañana o a última hora de la tarde, se puede aprovechar el resto del día para visitar el Delta del Ebro, situado a una hora de Bonmont. Otra opción es tomarse el día de forma más relajada y simplemente aprovechar la visita al Club de Golf de Bonmont para comer en alguno de los famosos restaurantes de pescado situados en las localidades de la costa cercanas.
El Golf de Barcelona, también conocido como Club de Golf Masía Bach, está situado a unos 55 km. de Sitges (aproximadamente 40 min. en coche) y cuenta con uno de los recorridos de 18 hoyos más difíciles no sólo de Cataluña, sino también de España, debido a la constante presencia de barrancos, árboles, bunkers y otros obstáculos. En este campo de golf, diseñado en 1990 por José María Olazábal y situado a los pies de la montaña de Montserrat, muchos profesionales no han podido hacer ni el par del campo en los varios campeonatos que ya se han celebrado en este club. Además, su orografía, con constantes y pronunciados desniveles, hacen muy recomendable el alquiler de un buggy para completar los 18 hoyos del recorrido.

El club cuenta también con un recorrido de 9 hoyos, igualmente diseñado por José Mª. Olazábal, mucho más suave y sencillo, para aquellos golfistas más noveles que deseen practicar su swing en un club de golf situado en un bonito entorno natural. El día puede completarse con una visita a la bodega de vinos de Masía Bach, situada junto al campo de golf, y que le dio nombre en sus orígenes.
A pocos kilómetros de Tarragona, a unos 40 minutos en coche desde Sitges, el Club de Golf Costa Dorada es otro campo de estilo totalmente mediterráneo, con bastantes parecidos al Club de Golf Terramar de Sitges: desniveles suaves, calles anchas, árboles que las rodean, hoyos no excesivamente exigentes aunque no permiten confiarse, algunos obstáculos de agua, varios muros de piedra natural, etc. Es perfecto para jugadores que quieran disfrutar de una jornada de golf agradable, sin desesperarse perdiendo demasiadas bolas incluso aunque no tengan su mejor día. Su casa club, integrada en una típica masía catalana, ofrece comida típica de la zona de la que se puede disfrutar tras completar los 18 hoyos de que consta el recorrido.

Si se quiere aprovechar el día para algo más que jugar al golf y disfrutar de una comida típicamente catalana, es obligada la visita a Tarragona, cuyo conjunto arqueológico romano, con murallas, un acueducto y un anfiteatro junto al mar, es Patrimonio de la Humanidad
El Club de Golf de Sant Cugat está situado a pocos kilómetros de Barcelona, a escasos 45 minutos en coche de Sitges. Su recorrido de 18 hoyos y par 70, el más antiguo de Cataluña y uno de los más antiguos de España, es de carácter urbano, ya que se encuentra rodeado por calles y casas de la localidad que, al ir creciendo, lo han rodeado: en algunos de sus hoyos se tiene incluso la sensación de estar en un jardín privado. Es un campo bastante plano y relativamente corto, sin excesivas exigencias técnicas salvo en algunos de sus pares 3, por lo que puede resultar muy agradable jugar en él. Es un campo de golf en el que, incluso sin tener que jugar el driver, pueden conseguirse muy buenos resultados en caso de estar acertado en el juego corto.
Por su cercanía a Sitges – apenas 27 km. que se recorren en apenas 20 minutos – representa una de las opciones más adecuadas para poder conocer otro campo de golf de estilo mediterráneo sin tener que conducir grandes distancias desde el hotel. No tiene demasiados obstáculos de agua, pero es un campo exigente tanto física como técnicamente, con bastantes ondulaciones, desniveles y barrancos, que obligan al jugador a ser preciso desde el tee de salida con el driver. Sin embargo, si el jugador consigue mantener un juego recto, es un campo de golf que permite firmar muy buenos resultados. El hoyo 13, un largo par 4, es quizás el hoyo más característico del campo y donde hacer el par puede ser más complicado.